Sonoramas

Artista: Burial & Four Tet
Título: Wolf Club & Mouth
Sello: Text Records
Puntuación: 9/10
Escrito por Raúl Linares, publicado el 04 de junio de 2009
Hace bien poco en una entrevista preguntaban (un gran Javier Blanquez) a Nathan “Frodo” Fake si le gustaba la forma de componer y de planear los directos de Four Tet. Este respondía que si que le gustaba, pero que ni era una inspiración evidente ni hacía los directos de esa forma tan improvisada con la que nos regala los shows ese genio loco de los laptops. Se pudo comprobar hace años en Fuengirola, en un lejano Av Festival, el que Four Tet era de otro planeta, pues cogía sus propios temas y en directo los retorcía y hacía de ellos lo que quería, y casi siempre era algo muy bueno. Y hace bien poco se rumoreaba de la salida de este ep, de una colaboración estelar entre el niño mimado del dubstep-garage, Burial, y Four Tet, de la que se olfateaba algo interesante, al menos por ver que sonido podría salir de aquello. Ya con el resultado en mi poder se puede decir sin ninguna duda que este ep va a ser de lo mejorcito del año, a no ser que terminen un largo y sean capaces de superar esto. Porque el resultado aúna la mejor de las facetas de cada uno de ellos. En el caso de Burial quiere decir que sigue en la línea genial a la que nos tiene acostumbrados, de momento un camino recorrido sin ningún bache de por medio. En el caso de Four Tet, con bastantes más referencias, colaboraciones y directos a su espalda quiere decir que nos da lo mejor que es capaz de ofrecer, aquello que nos ofreció en algunos discos magníficos y directos de quitarse el sombrero, y de no tenerlo al menos hacer el gesto de reverencia varias veces seguidas. Los dos temas que incluyen el ep, Wolf Club y Moth, tienen en su adn una proporción bastante equilibrada de los genes de ambos dos, uno descubre el Wolf Club esa rítmica renqueante del dubstep de Burial (que pese a los imitadores sigue siendo único) y esas atmósferas de Londres a altas horas de la mañana que impregnan cada uno de sus temas, y de Four Tet tenemos esas melodías que se van enroscando, formando arabescos y piruetas en el tema, que parecen simples pero vete tu a tu ordenador e intenta reproducirlas; el chaval ya tiene tablas y ni se deja absorber por Burial ni hace el tema suyo. Lo mismo pasa con Moth – al igual que Wolf Club  de nueve minutos de duración -, que es una creación con una genética casi perfecta, con una base que recuerda a ese Ringers de Four Tet donde se acercaba al cosmic-disco a su manera con un cierto toque del Raver de Burial y con la atmósfera y esas voces entrecortadas y sumergidas en helio. Y dicho todo eso lo mejor que uno puede comentar de un lanzamiento es que no puede dejar de oírlo y de descubrir cosas nuevas y detalles geniales, cosa que lleva unos días sucediéndome con este ep.


Más información:

www.myspace.com/burialuk
www.myspace.com/fourtetkieranhebden