Entrevistas

John Selway

John Selway

Se ha puesto de moda la expresión “Ser Dios”. Como quiera que Nietzsche se encargara de asesinarlo hace tiempo parece que ahora nos empeñamos en reconocer trazos divinos en cualquiera al que haya que reconocerle unos supuestos méritos. La divinidad se ha hecho terrenal. Estaba pensando yo en estas cosas cuando me entero que A riesgo de blasfemar yo me podría unir a la moda y decir que John Selway es Dios. Porque el norteamericano no sólo hace bien las cosas, y se mueve con divinidades de diversa índole, es que además está en todos los saraos. Aún así, últimamente se hace difícil verle por aquí con un saldo en el último año y medio de una sesión de italo con Abe Duque en la playa a eso de las seis de la tarde en pleno Sónar - en la que nos quedamos como Dios- y otra más convencional en Florida 135 a medias con Christian Smith. El jueves pasado lo asaltamos antes de su actuación en la fiesta Club 4 que monta Paco Osuna en City Hall. Dios vuelve de vacaciones.


¿Por qué cree que su proyecto con Christian Smith es el más popular de todos? No lo sé. Bueno puede ser por una cuestión de suerte. Christian es un buen Dj técnicamente hablando y además sabe llevar adelante todos esos aspectos periféricos a la propia actividad del Dj. En el estudio yo soy bastante más rápido con los programas pero nunca hemos decidido temas artísticos sin consultarlos con la otra parte. Es de obligado cumplimiento que cada paso que demos en el estudio debe partir de un acuerdo mutuo. Tenemos un equilibrio perfecto entre mis capacidades técnicas y su apreciable y siempre bien valorado don de gentes. También es cierto que él es mejor Dj que yo y que además es un tipo más vieja escuela con su 303, su 909 y su Cubase y con esos mimbres te hará un track correcto pero yo siempre seré más rápido (risas).

Que usted se relaciona con mucha gente es algo que podemos confirmar de nuevo estos días con la vuelta a la vida del proyecto Rancho Relaxo Allstars…

Eso es una historia larga y muy freaky. ¿La quieres escuchar? Abe Duque era promotor del The Limelight a principios de los 90’s una actividad que compartía además con la gestión musical de uno de los chill outs con música ambient de esa discoteca de NY que se llamaba Rancho Relaxo. Llamaba a gente que conocía y les proponía tocar música rebajada de beats improvisando ritmos a partir de una 303 o con una multi-efectos y mezclándola con la música que salía de los giradiscos. Era una manera de dignificar la música que sonaba en los chill outs que por entonces no había pasado de ser la hermana fea que quedaba marginada de las fiestas en habitaciones pequeñas con grandes almohadones. Te estoy hablando de tiempos en los que venían a tocar Taylor Deupree, Jason Szostek y Dietrich Schoenemann con el proyecto Prototype 909 con su techno acid live que pegaba mucho en USA. Más tarde, Abe Duque empezó a trabajar en Disko B en Munich y les planteó la idea de formar un supergrupo de música ambient que es algo que suena muy exótico por no decir alocado y suicida. Se montó un festival en el club Ultrashall de Munich en 95 o 96 y ese fue el inicio de esta especie de plataforma que acabó produciendo un par de álbumes en Disko B, “Volume 1 - Higiene Mental” y “Volume II - Live At Luv Parade” y que como bien dices ahora vuelve al ruedo. Hay mucha gente implicada en esta plataforma como Jimmy Tenor o Mika Vainio de Pansonic. La idea de la superbanda no va más allá de la propia diversión y que con el tiempo se ha convertido en una factoría poliédrica que a veces factura música ambient, otras disco y a veces techno. Parece ser que hay que gente que está dispuesta a pagarnos por vernos y hemos completado una gira de siete fechas entre Austria y Alemania.

Me consta que de momento no van a pasar por España…

Ni por otros muchos sitios. Bastian que es nuestro representante está muy volcado en que este proyecto gire por todas partes pero no nos conoce demasiada gente como para que nos lluevan los contratos. Es normal, tampoco nos hemos preocupado por hacer promoción. Cada persona que forma Rancho Relaxo tiene una dedicación y un estilo diferente lo que hace muy complicado que nos podamos juntar para establecer estrategias conjuntas. Taylor está muy liado con su minimal frío y de laboratorio, Jason Szostek es técnico en computadoras en la universidad de Pennsylvania tiene familia y no puede viajar, Susanne Brokesch es la mujer de Abe y lleva una ambulancia de emergencias en NY con todo lo que eso conlleva... Como te puedes imaginar trabajar de manera sincronizada con esta gente es muy complicado pero no imposible porque en paralelo a la gira vamos a sacar un nuevo álbum en Abe Duque Records. Por cierto se me haq olvidado decir que en nuestros directos llevamos sombreros de cowboy y que yo toco la guitarra y también canto a veces. Es como mi directo sin máquinas, como la otra cara del live Smith & Selway que desplegamos en algunos festivales…

¿Por qué tardó 10 años en editar su primer álbum?
Porque soy muy flojo. Nunca sé exactamente lo que voy a hacer y si lo sé tardo cinco minutos exactos de reloj en cambiar mis previsiones. Soy incapaz de mantener la atención en un estilo concreto durante mucho tiempo. Debo reconocer que sólo fui capaz de acabar con mi pereza cuando se interesó por mi el sello Ultra Records que no sé quien los convencería para editar un disco mío, porque son bastante comerciales y entiendo que no soy su tipo de hombre, pero bueno estas cosas pasan a veces en la música. Fue increíble porque me pagaron muy bien y además hicieron una promoción más increíble aún. Son los mismos que distribuyen los discos de Cocoon en USA, así que son unos monstruos a la hora de promocionar un trabajo. Estoy muy agradecido por ello.

Precisamente usted conoce a Sven Väth con el que ha pinchado en sus fiestas ibicencas o a Carl Cox con quien a trabajado en el estudio codo con codo… Digamos que sabe moverse.

Si, porque saben que soy un tipo con background que puedo aportarles algo que ellos no son capaces de conseguir.

Eso de tener una pierna en cada escena está muy bien…

Me gusta trabajar tanto en el aspecto más comercial de la música como el, digamos, más underground. Para hacer música comercial necesitas tener mucho bagaje si quieres que te quede algo digno y respetable que es el fin último de un productor que por las razones que sea trabaja para y por la industria. El pop por ejemplo no permite ningún tipo de dudas: tiene que sonar perfecto.

Electro, italo, minimal, hardtechno, techno-house… Todos estos y alguno más han sido estilos que usted ha facturado con solvencia en alguna etapa de su vida. Me sigue asombrando además tanta profundidad de campo en cada uno de esos estilos…

No te pienses, soy humano y estoy limitado y a veces no me queda más remedio que quedarme en la superficie pero es lo que te comentaba antes, el background te permite saber que hay en el fondo sin tener que bucear hasta abajo del todo. Sé lo que es el grime pero lo que se puede saber de él en la superficie, de todas maneras no me atrevería nunca a hacer un tema de un estilo del que no conozco las bases. También puede pasar al revés, por ejemplo me encanta bailar drum&bass que es un sonido que llevo mamando desde pequeño pero nunca he producido nada parecido. En el momento que pude hacerlo hubiese sido algo oportunista lo que me hubiera impedido ser lo suficientemente personal como para quedar satisfecho con el trabajo.

Por no hablar del house que empezó a practicar con los mismísimos Deep Dish.

Todo es lo mismo. La música de baile es muy simple sólo se trata de manejar y disponer de unos cuantos elementos. Toda la música de baile siempre se centra en una misma dirección. Lo realmente difícil es que todos esos estilos se contaminen entre ellos y arrojen un nuevo subestilo más complejo y rico que además no traicione las raíces de los dos estilos originales.

Después de tanto tiempo escuchando música, ¿cómo mantiene la inocencia suficiente paras seguir en este circo?

A veces no es posible y te dices a ti mismo si no es momento para dejarlo durante un tiempo. Yo mismo he pasado un tiempo en barbecho durante los dos últimos años en los que he hecho muy poco más además de reactivar Rancho Relax y trabajar esporádicamente con Christian. Sinceramente ni he tenido ganas ni he estado lo suficientemente inspirado como para producir algo sólo. Pero ahora ya estoy preparado para volver a los negocios con mi nuevo socio Dave Turov y que me va ayudar a devolver a lo más alto mi sello CSM. Debo ganar dinero, no quiero hacer de Dj toda mi vida.

Más información
John Selway

Compartir